La mitad de profesionistas con doctorado en México son desempleados

Guía de Universidades.

Guía de Universidades es un espacio tuyo donde encontrarás información útil para tu futuro universitario


Aunado a la falta de empleos para especialistas, la Academia Mexicana de Ciencias critica el hueco a nivel bachillerato y universitario

desempleo_140411

Cada año, alrededor de tres mil jóvenes mexicanos obtienen un doctorado, pero menos de la mitad logra colocarse en el mercado laboral con un trabajo fijo y bien remunerado, según estimaciones de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC).

Mientras el gobierno federal presume que en el primer trimestre de 2011 se crearon 271 mil 235 nuevos empleos en el país, cinco de cada diez profesionistas con doctorado están desempleados.

De acuerdo con la AMC, un promedio de tres mil personas en el país se gradúan con doctorados en alguna especialidad; sin embargo, sólo tres de cada 100 consigue un trabajo en el sector público.

Estas cifras revelan el congelamiento de plazas en instituciones públicas como el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), lo cual limita las oportunidades de desarrollo y, por ende, baja productividad en centros de investigación que podrían ayudar al crecimiento del país.

Apenas el lunes pasado el secretario de Hacienda y Crédito Público, Ernesto Cordero, anunció que en lo que va del 2011 se habían generado poco más de 271 mil empleos, cifra que registró su nivel histórico más alto desde 2009.

Lo que no revelan estos datos es que miles de mexicanos con doctorado están sin empleo porque no existen ofertas de trabajo que les otorguen estabilidad laboral, prestaciones y salario adecuado a su profesión.

Cifras del Foro Consultivo Científico y Tecnológico señalan que en la Ciudad de México vive y trabaja más de un tercio de los científicos con los que cuenta el país; sin embargo, su trabajo contribuye poco al desarrollo económico del Distrito Federal.

Lo mismo ocurre en otras partes del país, donde alrededor del 50 por ciento de los profesionistas con doctorado no tienen la posibilidad de ofrecer sus conocimientos, lo cual los obliga a buscar empleo fuera de México o a resignarse con un trabajo y un salario deficientes.

Junto con la falta de empleos para especialistas mexicanos, la AMC indica que otro grave problema es el hueco en las preparatorias y universidades mexicanas, pues los jóvenes no logran acceder a ellas.

Aunque la Secretaría de Educación Pública (SEP) ha destacado la creación de nuevos planteles, esta academia de científicos criticó las cifras “engañosas” ofrecidas por la dependencia a cargo de Alonso Lujambio, ya que omiten que la matrícula que alberga en las nuevas instalaciones es muy baja.

La Academia Mexicana de Ciencias refiere que la SEP ha informado que en esta administración se construyeron 811 preparatorias y 90 universidades, en los que el número de alumnos es muy bajo en comparación con los que tiene un plantel de la Universidad Nacional Autónoma de México o el Instituto Politécnico Nacional.

Las estadísticas de la dependencia federal reportan que el promedio nacional de la población en sus planteles de bachillerato es de 250 alumnos, equivalente a 200 mil nuevos espacios en este nivel académico.

Mientras que en sus universidades el promedio de estudiantes es de 600 por plantel, lo que quiere decir que 90 planteles nuevos integran alrededor de 54 mil nuevos lugares, los cuales apenas representan la tercera parte de los espacios que ofrece la UNAM en este mismo nivel académico.

Esto indica que la cobertura en bachillerato y licenciatura es deficiente en el territorio nacional, pues de cada 100 alumnos que terminan la secundaria, sólo la mitad entra a preparatoria, mientras que por cada diez que terminan bachillerato, sólo cuatro ingresan a una institución de educación superior.

NoSi (+1 puntos, 1 votos)
Cargando…